Cozumel es una de las Islas más reconocidas de la Riviera Maya, y no es en vano, ya que cuenta con un encanto singular que incluso atrae a celebridades de Hollywood y por supuesto a mí. Sin importar si eres una estrella de cine o no, se puede vivir una experiencia tan personal e íntima como si lo fueras.

En mi viaje más reciente, todo comenzó al ingresar a Chankanaab, un parque con tantas cosas por hacer y disfrutar, que te recomiendo que te laves la cara al amanecer para llegar lo más temprano posible y así aprovechar todas las actividades posibles.

A tan solo 9 kilómetros al sur de la isla Cozumel, este parque me dejó impresionada y admirada. Es una verdadera joya que se encuentra en armonía con su entorno natural, la selva y el maravilloso Mar Caribe. En el parque puedes disfrutar de una gran exposición de réplicas de piezas hechas por artesanos de la isla que lograron duplicar en tamaño original diversas esculturas prehispánicas de distintos puntos del país.

Además, me tome la libertad y por un costo extra decidí consentirme viviendo la experiencia de un baño de temazcal; que es un baño de vapor con hierbas medicinales, dentro de una construcción de barro y realizando una ceremonia relajante, tal como lo hacían antes los Aztecas.

Saliendo de allí, te recomiendo que pases a aprender un poco sobre la elaboración y la historia del tequila y aprovechando te hidrates con la cata de sus más de 10 sabores distintos. Obviamente, yo no me podía quedar sin llevarme una bella botella de cristal soplado llena de un delicioso tequila con sabor a chocolate.

Otra de las atracciones de Cozumel es visitar la Granja de Perlas. ¡No tienes idea de lo extraordinario que es ver donde crecen las perlas! Es un espacio de ensueño. Las perlas se cultivan en el corazón del mar, entre la bellas aguas azules, bajo el arrullo de las olas. Aquí podrás snorkelear toda la tarde, aprender cómo es que se mantiene este espacio, y dejar tu huella. Yo decidí dejar mi marca escribiendo mi nombre en una concha.

No me puede aguantar las ganas y terminé mi día en isla de Cozumel, con otra experiencia emocionante: nadar con delfines, lo hice en uno de los mejores y más equipado delfinarios en la zona, por supuesto en Dolphinaris.

¡No esperes más y vive tus vacaciones en Cozumel!

Por: Nilvia Rejon